Cómo visitar a un familiar detenido en Francia

Para visitar a una persona detenida se necesita solicitar, primero, un permiso de visita y, segundo, reservar los días de visita, una vez obtenido el permiso .Cuente aproximadamente con un mínimo de tiempo de un mes para solicitar el permiso y obtener la respuesta.
NUNCA PLANIFIQUE UN VIAJE SIN HABERSE ASEGURADO DE TENER EL PERMISO NECESARIO DE VISITA.

-En el caso de que la persona no haya sido juzgada todavía, el permiso de visita debe solicitarse ante el JUEZ DE INSTRUCCION que lleva el caso.

-Si la persona ya está condenada, el permiso se solicita al (a la) DIRECTOR(A) DE LA PRISION EN DONDE AQUELLA SE ENCUENTRA.

Durante el período del sumario (cuando aún no se ha realizado el juicio), solo se aceptan por lo general visitas de los familiares directos de la persona detenida. Se debe adjuntar a la solicitud de visita copia de las partidas o actas de nacimiento que demuestren el nexo familiar. En todo caso, la persona privada de libertad tiene la posibilidad de aceptar o de rechazar una visita.

Cuando un detenido no tiene familiares o éstos no pueden visitarlo, la Maison d’Arrêt intentará asignarle un visitador de prisiones. Es precisamente en razón de la distancia de sus países de origen, y por tanto, de sus familias, que el trabajo de un visitador de prisiones permite asegurar la estabilidad emocional de los detenidos extranjeros, en particular, así como la de sus familiares. Si desea ayuda para solicitar un permiso de visita, escríbanos un correo a info@

¿ Cómo enviar una carta por correo?